Actualidad y noticias

Hispack reconoce #LaFuerzadelPackaging

30 abril 2020

El salón Hispack de Fira de Barcelona lanza una campaña de reconocimiento a la industria española del packaging que, durante esta emergencia sanitaria, ha demostrado ser un sector esencial e imprescindible para que el mundo siga funcionando.

Con el lema #LaFuerzadelPackaging, Hispack pone en valor las aportaciones del envase y embalaje, así como el esfuerzo y trabajo de las empresas y profesionales de esta industria para hacer frente a la pandemia. Al mismo tiempo, Hispack reivindica y anticipa que el packaging será un sector estratégico a la hora de relanzar la actividad económica de todos los sectores productivos y comerciales en la nueva normalidad que surja tras esta crisis.

Para ejercer de altavoz del potente ecosistema español del packaging y sumar voces a la campaña, Hispack ha recogido las opiniones de diferentes portavoces sectoriales que reproducimos a continuación. En ellas se destacan los beneficios del envase y embalaje claves en esta situación de excepcionalidad, así como la innovación permanente de la industria para seguir garantizando la máxima protección y seguridad en la fabricación y distribución de los productos.

 

Jordi Bernabeu, presidente de Hispack y director de Markem-Imaje en España y Portugal

"Cuestiones como seguridad, información y trazabilidad de los productos cobran hoy más importancia que nunca. Detrás está la industria del packaging y del etiquetado, cuya innovación, empresas y profesionales serán decisivos para ayudar a otros sectores a crear valor económico en la etapa post-covid."

 

Jordi Quera, presidente de Graphispack Asociación

 

"Durante esta alarma sanitaria, el packaging ha tenido un papel esencial en el abastecimiento de productos de primera necesidad (alimentación, higiene o farmacia) siendo los envases y embalajes una importante garantía de protección para el transporte, uso y consumo de esos productos.

El packaging se ha demostrado omnipresente y, al margen de cuestiones de imagen e identificación, cumple todas las regulaciones legales para preservar los productos que contiene.

El hecho que el consumo de productos básicos no se haya detenido y, por tanto, un grueso importante de la producción de nuestro sector se haya mantenido, hace que la industria del packaging parta de una mejor situación para afrontar la crisis económica que seguirá. Será, sin duda, un sector estratégico para relanzar la actividad económica.

También hay que poner en valor que la seguridad que nos ofrecen los productos bien protegidos, envasados y con buenos diseños refuerza la permanente labor de toda la industria del envase y embalaje a la hora de innovar y mejorar los productos gracias al packaging que, más que nunca, deberá ser respetuoso con el planeta y proteger la salud de las personas."

Michele Palma, presidente de AMEC-ENVASGRAF

"Ante la emergencia sanitaria provocada por la Covid-19, los fabricantes españoles de maquinaria de envase y embalaje han sabido adaptarse a las circunstancias y han mantenido su actividad para asegurar el soporte técnico a la cadena de suministro de las actividades consideradas esenciales por el Gobierno.

La industria del packaging ha evolucionado muchísimo en respuesta a las nuevas necesidades, requerimientos y formas de consumo. En los últimos años, el envase y embalaje ha adquirido un papel fundamental en la actividad de muchos sectores productivos y veremos cómo seguirá incrementando su importancia. Los fabricantes de maquinaria de envase y embalaje continuamos trabajando e innovando para la mejora de las funciones del packaging, sin olvidar nuestros esfuerzos para ofrecer un packaging más sostenible.

Me gustaría felicitar a los fabricantes de maquinaria de envase y embalaje por el gran trabajo que han venido realizando estos últimos días en circunstancias muy complejas. Los animo a seguir así, atendiendo a los requerimientos de los clientes de todo el mundo, como hacemos siempre."

José María Bonmatí, director general de AECOC

"En una situación como la que estamos viviendo se ha puesto de manifiesto que el packaging juega un papel fundamental a la hora de transportar, proteger y conservar los productos del gran consumo y, por tanto, también esencial para reforzar la confianza del consumidor.

Además, el sector del envase y embalaje se ha mostrado estratégico, tal y como ha reconocido el Gobierno, porque su funcionamiento es del todo esencial para que la industria y la distribución del gran consumo pueda cumplir con su misión de abastecer a los ciudadanos de todo el país de productos esenciales para su salud y bienestar, tanto en situaciones de normalidad como en el escenario actual tan excepcional.

Artur Costa, presidente del Packaging Cluster

"El sector del packaging ha sabido dar una respuesta rápida a la situación de alarma sanitaria provocada por el Covid-19, garantizando en todo momento producto en ámbitos esenciales como la alimentación y la salud. Además, empresas del ecosistema han colaborado e incluso reorientado su actividad para facilitar la fabricación de mascarillas y ropa de protección, entre otros.

Para salir de la crisis las compañías de cualquier sector tendrán que reorientar y cambiar estratégicamente para adaptarse a una nueva normalidad, y el sector del packaging, como uno de los tractores de nuestra economía, también debe hacerlo. Dicha transformación es fundamental, y desde la industria del envase y embalaje y desde el propio clúster, vamos a colaborar para generar empresas más competitivas con empleo de calidad que facilite la recuperación social y económica."

Jesús Pérez, director del Cluster de Innovación en Envase y Embalaje

"El sector del envase y embalaje está dando respuesta fundamental a todas las actividades básicas para la sociedad durante esta alerta sanitaria, como es el sector agroalimentario, farmacéutico, químico, etcétera. La producción segura de envases y embalajes resulta indispensable, más aún en este contexto.

En un momento en el que ha habido un pico de consumo muy alto, la industria del packaging está dando una respuesta ejemplar, reforzándose para no tener roturas de stock y apoyar todo lo esencial para la sociedad. Sin envase y embalaje, los productos no llegarían a los supermercados ni a la sociedad.

También es destacable en esta crisis la no dependencia de mercados exteriores. Tenemos un sector de envase embalaje muy potente y muy cercano a los envasadores, con alta capacidad de producción nacional para no dejar desabastecida a la cadena de suministro de los productos.

El packaging realmente es una cadena de valor en la que están involucradas muchas actividades que deben responder a la sociedad. Por eso las autoridades, gracias a la labor de las organizaciones sectoriales, han reconocido el envase y embalaje como sector estratégico y esencial en esta crisis sanitaria."

Sergio Giménez, director de Negocio en AIMPLAS

"Los envases aportan muchas ventajas relativas a la conservación, información, distribución y reducción del desperdicio de alimentos. Pero quizás uno de los puntos más importantes y menos valorado es la seguridad alimentaria que proporcionan.

Los procesos de higiene, transformación y conservación de la industria alimentaria y el uso de envases han sido claves para reducir el riesgo de enfermedades transmitidas por alimentos. Por eso, cuando se habla de eliminar envases debemos ser conscientes de estamos renunciando a esta seguridad y no solo a nivel de riesgos microbiológicos sino también de riesgos químicos y físicos, y por tanto será un paso atrás en seguridad alimentaria.

En esta pandemia, se pone más en valor la seguridad de los productos envasados para minimizar el riesgo de contaminación de los alimentos por las personas. Los cuestionados envases de un solo uso frente a los reutilizables, más propensos a sufrir contaminación, son ahora más apreciados. Con todo, el packaging es y será un sector estratégico por su capacidad de solventar los retos de la sociedad en cuanto a seguridad alimentaria, aumento demográfico y concentración a grandes urbes y minimización del desperdicio alimentario."

Luis Miravitlles, director de IQS Executive Education

"En estas últimas semanas, vemos en los medios de comunicación la reacción frente al Covid-19 de diferentes empresas de sectores considerados esenciales, entre ellos el farmacéutico y el resto de suministros del sector de la salud, la alimentación, el cuidado personal y la higiene, la electrónica y tecnologías de comunicación y, en general, el e-commerce y la logística asociada a todos ellos, por poner algunos ejemplos. Sin embargo, escasas veces se habla y se destaca una industria que, desde mi punto de vista, es el más esencial de todos, el único que todas las cadenas de suministro de los sectores antes mencionados tienen en común y que es absolutamente imprescindible para que todos ellos puedan realmente llegar hasta el usuario final. Me refiero a la industria del packaging.

Para que todos esos productos que mantienen al usuario final comunicado, alimentado, seguro y saludable lleguen a su destino de forma puntual y en las mejores condiciones, es absolutamente imprescindible que las empresas que fabrican y distribuyen envases, embalajes y etiquetas estén al pie del cañón sirviendo a sus clientes de forma ágil y puntual.

En los próximos meses, el sector del packaging será todavía más importante. El incremento de la demanda en todo tipo de sectores económicos se producirá y, con ello se acentuarán los desafíos de innovación, optimización de los costes, mejora del servicio y sostenibilidad que las empresas de packaging están afrontando desde hace ya años."

Ángel Lozano, director general del Centro Español de Plásticos (CEP)

"Los materiales plásticos han demostrado ser imprescindibles, idóneos y económicos a la hora de garantizar y prevenir la salud de las personas, evitando la transmisión de virus, sustancias o fluidos contaminantes. Bien como materiales de un solo uso o como sustitutivos de otros materiales más tradicionales, tienen una inmensa versatilidad en diseño, facilidad de transformación, así como reducidos tiempos de ciclo necesarios para la fabricación de diferentes productos. Esto ha permitido hacer frente a la presente situación de alarma en un brevísimo plazo, además de aportar infinitas ventajas a todos los usuarios, que han podido apreciar el valor del plástico.

El sector del packaging es el mayor consumidor de plásticos, y en nuestra opinión, la demanda seguirá creciendo especialmente para el envasado y protección de los productos alimentarios, cumpliendo los más estrictos controles de calidad. Tampoco hay que olvidar la gran importancia que tiene el correcto reciclado de los envases, facilitando así la posterior reutilización de los materiales. En esto los diseñadores de packaging tienen un gran reto por delante: por un lado facilitar al consumidor la rápida identificación de los materiales con que se han fabricado los envases y sobre todo, aplicar técnicas de ecodiseño.

Belén García, directora de Packnet

"La actual crisis sanitaria derivada del COVID-19 ha vuelto a resaltar el rol estratégico desempeñado por el envase y el embalaje tanto en los procesos de producción como de distribución, ya que además de contener y proteger el producto desde su fabricación hasta su consumo (garantizando de un lado la seguridad y calidad de todos los bienes envasados y de otro su correcta trazabilidad e identificación), también actúa como herramienta de comunicación, en cuanto que es soporte de información fundamental para su consumo, manipulación y posterior reciclaje.

Precisamente en base a esta notable relevancia en múltiples aspectos críticos que atañen al conjunto de la sociedad, cabe esperar que el packaging afiance aún más si cabe su posición estratégica a raíz de esta crisis, en la medida en que los consumidores apreciarán cada vez más la seguridad y la integridad de los productos envasados que puedan adquirir tanto en el canal online como en el offline."

Leopoldo Santorromán, presidente de AFCO

"En esta alerta sanitaria, la prioridad es frenar los avances del virus sin poner en riesgo el abastecimiento de los productos de primera necesidad, ni la viabilidad futura de muchos de los negocios de nuestro país. Los productos alimentarios, farmacéuticos y sanitarios, y otros bienes básicos, además de los picos del comercio electrónico han podido contar con la rápida respuesta y el firme respaldo de la industria de envases para mantener la cadena de suministro en marcha. Los envases de cartón ofrecen protección, eficiencia en el transporte y la logística, seguridad e higiene, permiten la impresión y, además, son ejemplo de economía circular por su carácter renovable, reciclable y biodegradable. Gracias a los envases, los productos llegan en perfectas condiciones a los consumidores.

La industria de los envases de cartón es un sector sistémico, crítico e indispensable para preservar el suministro de bienes a la sociedad. En esta crisis sanitaria, las 71 empresas que componen la industria del cartón en España, con un total de 89 fábricas, a pesar de las dificultades, han sido capaces de adaptarse y mantener su funcionamiento para garantizar el abastecimiento de envases. Durante este escenario excepcional, los 11.000 trabajadores del sector se han volcado.

Es una industria fundamental y estratégica, antes, durante y después de la crisis. Los envases de cartón, inmersos en una continua apuesta por la calidad y la innovación, son consumidos por infinidad de actividades económicas y productivas: alimentación y bebidas, audio, electrónica, automoción, productos químicos, perfumería o cerámica, son solo algunos ejemplos.

El conjunto de compañías que forman parte de la industria de envases de cartón desempeñan un papel importante en la economía española, contribuyendo a su crecimiento, impulsando la creación de puestos de trabajo y el respeto al medio ambiente."

Javier Zabaleta, director gerente de ITENE

"En estas difíciles circunstancias, el envase y embalaje ha demostrado ser un sector estratégico, muy comprometido con su papel clave en la cadena de distribución y muy responsable y solidario en el mantenimiento de las actividades y suministros que necesitamos en el día a día. Además, los envases y embalajes han demostrado, en sí mismos, que son elementos indispensables como protectores de la conservación, calidad, integridad e higiene de los productos.

El packaging será un sector estratégico para salir reforzados de esta crisis porque garantizar la seguridad y la higiene va a cobrar una importancia aún mayor a la que le otorgábamos antes de esta coyuntura y los envases y embalajes son un elemento imprescindible y fundamental para lograrlo. Además, éste es un sector que apuesta por la I+D –por ejemplo, a través del desarrollo de nuevos materiales de envase y de tecnologías para el reciclado– y en los tiempos que se avecinan eso va a ser clave. Esa actitud le va a permitir desarrollar nuevas soluciones que le hagan crecer al tiempo que ayude a la sociedad a solventar los desafíos que se nos vayan presentando."

 

#LaFuerzaDelPackaging